INSTITUTO CULTURAL DE LEÓN
INSTITUTO CULTURAL DE LEÓN

Conoce a las niñas y niños seleccionados de la edición 2021 de 'Hazle al Cuento'

Compartir:

El 27° Concurso Estatal de Cuento por y para Niños ‘Hazle al Cuento’ ha dado a conocer los trabajos ganadores en sus dos categorías: niños entre 6 y 8 años, y de entre 9 y 12.

Dicha convocatoria, a cargo del Instituto Cultural de León a través de la Feria Nacional del Libro de León, contó con la participación de Amaranta Leyva Pérez Gay y Luis Antonio Rincón García como integrantes del jurado, quienes son miembros del gremio literario con experiencia en literatura infantil y juvenil.

En la categoría de niños y niñas entre 6 y 8 años de edad, el primer lugar fue designado para la leonesa Allyson Ximena Torres Flores, bajo el seudónimo ‘Citlali’, con su cuento Iris. El segundo lugar es para Marcelo del Ángel Torres Rojas, celayense participante con la historia Las manos de Halloween; mientras que el tercer lugar es para el cuento La casa de los abuelos, escrito por la celayense Arianne Martínez Maldonado. En dicha categoría, el jurado emitió mención honorífica para la celayense Inés Niño Sharpe con La máquina del tiempo y la leonesa Valentina Torres Almaguer autora de La Princesa Tangram.

Para la categoría de niñas y niños de entre 9 y 12 años, los seleccionados fueron ‘Ojos de ángel’, seudónimo de la leonesa Ximena Andrea Reyes Carrillo con su cuento Adiós al impedidor, quien obtuvo el primer lugar; Renata Ramos Sandoval con Cuando la Luna se esconde, celayense ganadora del segundo lugar; y Ximena Prieto Gómez, originaria también de Celaya, obteniendo el tercer lugar con su trabajo titulado Tocinito el cerdito. Por su parte, el leonés Iker Raymundo Moyeda Duarte, autor de Un dibujo en la vida real, obtuvo mención honorífica por parte del jurado.

Las y los ganadores de cada categoría recibirán una dotación de libros infantiles, así como un premio económico de $2,500.00 para el primer lugar, $2,000.00 para el segundo y $1,500.00 para el tercer lugar. Los cuentos seleccionados serán publicados en un libro impreso que será presentado y estará a la venta en la 32ª Feria Nacional del Libro de León, Fenal.

Noticias relacionadas

Fenal 32: una edición única

Por: Jorge FloresLibros, autores y público vuelven a estar frente a frente. La Feria Nacional del Libro de León se adapta y evoluciona; en esta edición 2021, la fiesta de la palabra estará presente en el Centro, a través de edificios históricos, y llegará a la audiencia en un formato híbrido para que nadie se quede fuera.Del 22 al 31 de julio, la Fenal celebrará su edición número 32 con un formato incluyente y atractivo, visible en un circuito que recorrerá el Centro Histórico, mientras que sus actividades se repartirán entre espacios físicos y virtuales en un programa que en esta ocasión se rige por tres ejes temáticos: Equidad, Diversidad e Inclusión. Como cada año, los asistentes podrán disfrutar de presentaciones editoriales, espectáculos artísticos, conferencias magistrales, talleres, encuentros, debates, exposición y venta de libros, entre otras actividades que se repartirán en cuatro sedes emblemáticas de la cultura leonesa que componen el #CircuitoFenal: el Teatro María Grever, la Casa de la Cultura Diego Rivera, el Museo de las Identidades Leonesas y la Plaza de Gallos. Este circuito es también una ruta turística para que el público de Fenal recorra el primer cuadro de la ciudad entre actividades literarias y artísticas. Si bien esta edición reúne una cantidad importante de formatos y herramientas novedosas y que colaboran a la accesibilidad y el alcance de las actividades; las estrellas de esta Feria son las letras y sus autores; por ello, como cada Fenal, se entregará el Reconocimiento Compromiso con las Letras, que en esta ocasión será para Bernardo Fernández, mejor conocido como Bef. El nacido en la Ciudad de México en 1972 es un novelista, catedrático y dibujante de cómics; considerado uno de los mayores exponentes de novela gráfica de nuestro país. Siguiendo con los autores destacados que participarán en la Fenal 32; desde de Madrid llegará Luisgé Martín, un prolífico narrador que ha ganado premios tan importantes como el Ramón Gómez de la Serna, el Antonio Machado y el Vargas Llosa de relatos; recientemente fue reconocido con el Premio Herralde de Novela por su más reciente obra, Cien noches. También desde España, tendremos a Joan Fontcuberta, artista visual, fotógrafo y ensayista, entre otras disciplinas, que participará en una conferencia magistral llamada ‘La imagen como constructo de las nuevas narrativas entre la realidad y la virtualidad’. Se suma en esta lista destacada, la norteamericana Siri Hustvedt, escritora multidisciplinaria que recientemente recibió el Premio Princesa de Asturias de las Letras por ‘toda una obra sustentada en el feminismo, arte y ciencia’. Con un célebre regreso, José Ignacio Valenzuela, Chascas, vuelve a nuestra Feria para impartir la conferencia magistral ‘Narrativa audiovisual o cómo construir una serie’, esto luego de haber tocado la cima del streaming por el éxito de la serie ¿Quién mató a Sara?, producción de Netflix escrita por Chascas y que se convirtió en el estreno de habla no inglesa más visto en la plataforma. En este catálogo de plumas de calidad internacional podemos mencionar también a Élmer Mendoza, Greta Elizondo, Martín Solares, Amaranta Leyva, Carlos Pascual, Pilar Quintana, Sara Sefchovich, Cristina Rivera Garza, Rodrigo Morlesin, Alejandro Rosas, Julio Patán, Andonella y Plaqueta, Alonso Arreola, Celia del Palacio, María Dueñas, Imanol Caneyada, Ricardo Siri, Rosa Beltrán y Juan Villoro. En continuación con la programación que nos espera en esta gran celebración, “La obra de..” es uno de los ciclos que se suman al programa de Fenal, en estos diálogos diversas personalidades de la literatura analizarán la obra de autores hito en la literatura como Patricia Highsmith, Charles Baudeliere, Gustave Flaubert, Esther Seligson, Margaret Atwood y Roberto Bolaño; quienes serán presentados por Bibiana Camacho, Armando González Torres, Julio Trujillo, Ana García Bergua, Philippe Ollé-Laprune, Geney Beltrán Félix, Patricia Vega, Mónica Lavín, Verónica Murguía, Mónica Maristain y Felipe Ríos. Dentro de los ciclos, tendremos también los llamados “Mano a mano”; uno que sostendrá Eduardo Rabasa con Carlos Velázquez y uno más entre Paulina Chavira y Laura García Arroyo. La extensión cultural de la literatura comprende y arropa otras disciplinas con las que se fortalece y colabora; así es que tendremos los Encuentros Profesionales que se dividirán en cuatro temas de gran interés en la actualidad: Periodismo Cultural, Promotores de Lectura, Arte Contemporáneo y Gestión Cultural; en estos encuentros se llevarán a cabo talleres, clases, conferencias y conversatorios a través de profesionales del ramo nacionales e internacionales como Mariana Mansilla, Leila Guerriero, Liz Perales, Julia Santibañez, Fernanda Solorzano, Gonzalo Moure, Valeria Gallo, Ingrid Sukaer, Fabián Cháirez, Brigitte Baptiste y muchos más. Con el objetivo de fomentar el hábito de la lectura y el amor por la literatura, Fenal presenta distintos talleres que en este año se mueven dentro de los ejes de Equidad, Diversidad e Inclusión. Los cuales se dividen en tres categorías: ‘Antes de leer’, para niños y niñas de 3 a 6 años; ‘Mientras leemos’, de 6 a 9; ‘Después de leer’, para quienes están entre los 9 y 12 años, y ‘Mientras más leemos’, para jóvenes de 18 años en adelante. Así como el fomento a la lectura y la difusión literaria son pilares en la programación de Fenal, los espectáculos han sido parte importante de la Feria. Este año, el programa artístico nace de una convocatoria exclusiva para artistas locales que presentarán cuentos, obras de teatro, combates literarios y demás presentaciones escénicas que se suman a una oferta vasta y para todos los gustos. Junto a este programa artístico, a esta Fenal 32 se une el Festival de Monólogos 2021, una cartelera de nivel nacional que se realizará de manera presencial en el escenario del Teatro María Grever. Otro de los puntos de interés que año con año atrae asistentes a los pasillos de esta Feria, es sin duda la inmensa oferta de libros. En este 2021, el encuentro entre libreros y bibliófilos regresa con una peculiaridad bastante interesante y es que los 24 expositores con sus más de 100 sellos editoriales se repartirán en tres de las cuatro sedes del Circuito Fenal; así que podrás encontrar el libro de tu autor favorito o ese título que llevas años buscando en la Plaza de Gallos, en la Casa de la Cultura Diego Rivera y también en el Museo de las Identidades Leonesas. Este cuantioso y diverso programa editorial, artístico y literario lo podrás consultar completo y a detalle en las plataformas digitales que la Fenal tiene preparadas, ya sea a través de la App Fenal para que tengas a la mano todos los eventos y actividades que te interesen o desde la página www.fenal.mx para conocer toda la información de una presentación o un autor. Después del reto y del aprendizaje que significó la Fenal 31 y su formato en línea; el Instituto Cultural de León prepara una feria que aprovecha las herramientas digitales, potencializa sus capacidades y con ello incrementa el alcance y diversifica sus formatos para construir un programa atractivo para todos los públicos. Con esta accesibilidad, inclusión y diversidad que ofrece la Fenal 32, es imposible perderse este festejo literario. Te esperamos en el #CircuitoFenal para disfrutar de las ‘Letras que nos unen’.

Construir una sociedad incluyente desde la cultura

Por: Alma Cristina Rodríguez Vallejo Las expresiones artísticas son aspectos fundamentales para la inclusión social, son una parte importante de la cultura popular de las ciudades y reflejan lo que somos como sociedad en su conjunto. De acuerdo con estudios, el arte y las expresiones artísticas ayudan a desarrollar la imaginación, potencian la autonomía y favorecen la integración. Sin duda, los beneficios son indiscutibles, porque de esta manera se aprovechan para mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad y mejora su perspectiva individual. Cada día son más las personas en situación de vulnerabilidad que buscan una forma de transmitir sus sentimientos, su forma de ver el mundo y de cómo sobreviven a una sociedad en vías de entender la inclusión social. A lo largo de los años, nos hemos encontrado con ejemplos de vida de personajes que han trascendido en la historia con aportaciones a la cultura y a la ciencia que enriquecieron el desarrollo de la humanidad. En 2019, el municipio de León fue reconocido a nivel internacional por la política de ‘Inclusión de las Personas con Discapacidad’ con el Premio Construir Igualdad que otorga el CIPDH – UNESCO. De esta manera iniciamos una colaboración institucional con la UNESCO-México y UNESCO-Uruguay para la sistematización de la Política Pública de Inclusión. Uno de los objetivos principales es fomentar la cultura de la inclusión en todos los ámbitos donde la sociedad en general participe activamente. Este año, la realización de la edición 32 de la Feria Nacional del Libro, Fenal, fomentará espacios y eventos incluyentes del 22 al 31 de julio mediante un formato híbrido, que combinarán actividades presenciales y virtuales que permitirán el acercamiento a diversos públicos amantes de las letras y de las expresiones artísticas. Estas acciones, con visión incluyente, son el resultado del trabajo interinstitucional y transversal que celebro con mucho gusto. Aprovecho para hacer un gran reconocimiento y felicitar al Arq. Carlos María Flores Riveira, director general del Instituto Cultural de León, por este tipo de iniciativas. Sin duda alguna, los escenarios de nuestra ciudad para esta edición serán emblemáticos: Plaza de Gallos, Casa de la Cultura Diego Rivera, Museo de las Identidades Leonesas y Teatro María Grever, espacios en los que además de admirar su arquitectura podrán conocer la historia de sus orígenes. Como institución vamos a participar con algunas actividades y por eso hemos diseñado dinámicas y juegos populares con una temática incluyente en la que toda la familia forma parte, como: crucigramas, juegos de la oca, dibujos, sopa de letras, entre otros. El objetivo con estas dinámicas es fomentar la cultura de la inclusión y respeto, desde temprana edad, hacia las personas con discapacidad y adultos mayores mediante el uso de palabras y frases incluyentes. Además, invitamos a todos para que participen en un taller de sensibilización en el que vamos a compartir la enseñanza de la escritura básica en braille y conocer los pormenores de esta forma de comunicación de las personas con discapacidad visual. También realizaremos el taller de Lengua de Señas Mexicana (LSM), donde el intérprete podrá enseñar el abecedario, saludos básicos y vocabulario en general, para que los asistentes conozcan más acerca de esta herramienta de comunicación. Sin duda, en la actualidad debemos fomentar más espacios para la expresión de la cultura, el arte y la ciencia. Buscamos cambiar la forma de ver a la discapacidad como una limitación para el desarrollo de las personas en esta condición. Consideramos que esta es una gran oportunidad que nos ofrece la historia ante la nueva realidad que el mundo vive, derivado de la pandemia. No debemos permanecer ajenos a este cambio generacional, tenemos que adaptarnos y promover más oportunidades para su desarrollo. Sin duda las expresiones artísticas y culturales son un instrumento que facilita la inclusión y promueve la visibilidad de las personas con discapacidad. “Pies para qué los quiero si tengo alas para volar”  Frida Kahlo Ese es el reto, romper, con bases firmes, los esquemas tradicionales de educación y de expresión que limitan las oportunidades de las personas con algún tipo de discapacidad en todos los ámbitos de la vida diaria. En DIF León, estamos convencidos en la importancia de una transformación integral donde fomentamos la inclusión social, laboral y educativa, para que las personas con discapacidad tengan autonomía y mayores oportunidades para su desarrollo. Juntos, sociedad y gobierno, construyamos una nueva cultura de inclusión, hagamos un mejor lugar para potenciar cada una de las expresiones, pues en la medida que abramos estos espacios, entenderemos mejor la realidad de las personas con discapacidad a partir de sus propias perspectivas. No basta sólo con promover el acceso a la cultura de las personas en esta situación, es abrir la posibilidad para crecer como personas, transformar su situación e incidir en un futuro en una sociedad incluyente.

Comunicar el arte Entrevista con Liz Perales

Por: Silvia Palacios La cultura y el periodismo forman una mancuerna que los fortalece entre sí; bajo esta premisa, la periodista española Liz Perales nos presenta su perspectiva en torno al periodismo cultural y la importancia de, más allá de generar contenido siempre amable, cuestionar al arte y al artista. RCA: ¿Cuál es la importancia de comunicar el arte periodísticamente?  LP: De siempre los medios de comunicación y la cultura han mantenido una alianza de conveniencia: los medios se alimentan de la cultura, le prestan atención y recursos —quizá no tantos como muchos desearíamos—, y ganan interés y prestigio informando de sus actividades y protagonistas; los artífices culturales, por su parte, saben que sin los medios sus manifestaciones difícilmente podrían difundirse, encontrar eco y ganar valor. Pero, esta relación ¿es hoy satisfactoria para ambos?  A diferencia de otros contenidos, la cultura ha recibido hasta ahora un trato favorable en los medios de comunicación. No me refiero al siempre discutible espacio o grado de atención que acapara (siempre escaso), sino a la actitud o predisposición con la que la abordan. Tengo la impresión de que ahora el periodista dedicado a informar de las actividades culturales se confunde más con un publicista que con un informador. Desde las redacciones, la cultura tiende a ser evaluada como una materia «amable», como un ámbito con escasos recursos que, de entrada, hay que apoyar. Y quizá por ello el periodista cultural se olvida de que es un investigador que, entre sus cometidos, figura el de formular preguntas incómodas al artista. Por otro lado, yo devoro los reportajes culturales, crónicas, entrevistas… que me descubren a un escritor, un actor o un músico. El buen periodismo cultural es descubrimiento y si la pieza está bien escrita, no lo distingo de cualquier otro género literario. RCA: ¿Por qué revalorar el periodismo cultural en una sociedad donde se relega al arte? LP: No tengo tan claro que la sociedad actual relegue el arte. Es más, creo que los gobiernos occidentales dedican importantes recursos a financiarlo y hay mucha gente que considera que lo que hace es arte. Pero esa es la cuestión, ¿es arte todo aquello que se dice que es arte? Desde hace cien años, el arte es un concepto que se expande como el gas, sin atender a un canon o reglas académicas, y donde la novedad suele ser lo más valorado por los medios de comunicación y el mercado. Creo que el periodismo cultural puede jugar un papel en señalar cuando en el arte, el rey está desnudo. Otra función importante del periodista es ser un cicerone en la jungla digital. La libre circulación de información y de publicación ha originado un exceso de oferta informativa, devaluando el producto. Está claro que las nuevas herramientas nos permiten ver y difundir lo que queremos, todo a nuestro alcance con un clic. Hoy se necesitan más que nunca de buenas cuadrillas que desbrocen y limpien los caminos hacia la información clasificada y organizada, singular y de calidad. Parece lógico que ese podría ser entonces el nuevo papel asignado a los medios de comunicación: o sea, el de ser editores que seleccionan los temas con criterio, los producen y dan un tratamiento adecuado a los gustos de su audiencia para distribuirlos por canales de pago o gratuitos. De ser así, ¿hay muchas diferencias entre el editor de publicaciones tradicional y el editor digital? RCA: Desde tu punto de vista, ¿por qué mantener los medios impresos en un mundo digital? LP: La revolución digital ha llevado a algunos gurús a predecir el fin de los medios escritos, pero tal vaticinio está por verse, y lo que se intuye es una convivencia todavía larga de los dos formatos. En cualquier caso, este nuevo contexto obligó a modificar los usos y maneras de operar de las empresas de comunicación y sus periodistas. Las empresas vivieron una cierta neurosis propia de periodos revolucionarios: mantenían el marco y la estructura del antiguo régimen mientras facilitaban la entrada y ofrecían el apoyo a los elementos desestabilizadores que les llevarían a un cambio de paradigma. Fueron años de debilidad e inestabilidad, algunas compañías se han arruinado, especialmente las de publicaciones impresas, y muchos periodistas se fueron al paro. Soy optimista y creo que la edición impresa (pienso más en libros y revistas que en diarios) tiene futuro y creo que es mucho más libre e independiente que la digital. Más independiente porque el mundo analógico es más difícil de controlar por el poder, exige de pequeñas inversiones para producir contenidos y su distribución no depende de las grandes empresas tecnológicas, hoy, los amos del universo que dictan qué puede o no publicarse. La edición impresa nos permitirá volver a lo local, a lo vecinal, a lo que nos une, frente a lo global. Por otro lado, creo que hay contenidos para editar en los dos formatos, para editarse solo en digital y para editarse solo en papel. Yo dirijo una editorial desde hace diez años, Bolchiro, que edita en impreso y digital, pero no todos sus libros los publicamos en los dos formatos. RCA: ¿Cuál es el presente y el futuro del periodismo cultural? LP: La revolución digital acabó con el modelo que había y ahora el periodismo busca su lugar. Hoy, Internet facilita que cualquier persona publique lo que se proponga de forma fácil, rápida y económica. Esta es una labor que antes estaba reservada a los periodistas y medios. La situación, aparentemente, resulta favorable para el consumidor y para el artífice cultural. La red da una gran libertad, permite presentar el producto sin intermediarios y entrar en contacto directo con los consumidores/usuarios a través de las redes sociales; sin embargo, estamos viendo que no es exactamente así y que los amos del universo (las tecnológicas) dictan, como ya he dicho, qué se puede y qué no se puede publicar. Por eso, creo que ha sido un gravísimo error que los diarios hayan cedido el prestigio de sus cabeceras y la publicación de sus informaciones a las redes sociales. RCA: Compártenos cinco claves para hacer buen periodismo cultural. LP: 1- Estudia y lee todo lo que puedas. Y mantente en forma con cine, danza, música… lo que más te guste. 2- Sé receptivo a las ideas más extrañas y a las personas más ajenas. 3- Investiga, descubre, analiza. Busca tu propia noticia y sal de los circuitos oficiales o habituales que ofrecen la misma información a la competencia. 4- Pregunta, pregunta, pregunta… Cuestiona a tus interlocutores. 5- Cuida la forma de tu escritura, tu estilo, y si haces televisión, radio o web, también. El periodismo cultural debe replantearse desde su núcleo para ofrecer una perspectiva crítica a las y los lectores; si bien es una herramienta para difundir el quehacer artístico también es necesario para cuestionar, por ello la labor del periodista debe apegarse a ver más allá de los temas y escenarios habituales, y siempre estar informado, como nos comparte la periodista, editora y colaboradora de El Cultural, suplemento cultural del diario El Mundo, y quien estará presente en el Encuentro de Periodismo Cultural a realizarse durante la Fenal 32. Síguela en su cuenta de Twitter @lizperales1 y conoce más de su trabajo, sin duda enriquecedor y que abre el panorama de lo que es el periodismo cultural en sí.